X Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información aquí.
banner

ARTICULOS

Calefacción ecológica para niños

El Ayuntamiento de Sant Pol de Mar opta por una caldera de biomasa para la nueva guardería de su municipio.

Compartir: 

La empresa Nova Energía acaba de instalar una caldera de biomasa en la guardería de Sant Pol de Mar, que se inaugurará durante el próximo curso. Se trata de una guardería de nueva construcción en la que se ha optado por las ventajas medioambientales, de seguridad para los niños y de ahorro que supone el uso de combustibles orgánicos como huesos de aceituna o cáscaras de almendras, entre otros, frente a los combustibles fósiles.

La nueva guardería de Sant Pol de Mar será un lugar totalmente seguro y saludable para los pequeños del Municipio. El uso de una caldera de biomasa garantiza la seguridad de la instalación, puesto que se eliminan los olores, las emisiones nocivas y los riesgos de explosión, inherentes al uso de combustibles fósiles, como el gasoil o propano, y que tanto preocupaban al Ayuntamiento en el momento de valorar otras opciones.

Será en septiembre cuando Sant Pol de Mar estrene su nueva guardería, “El Pi del Soldat”, de 830m2. El proyecto inicial contempló la posibilidad de instalar una caldera de gas natural. Pero una vez analizadas todas las opciones y las ventajas que una caldera de biomasa presenta, ya no sólo para el medio ambiente y en cuestiones de ahorro energético y económico, sino también en lo que a la seguridad de los más pequeños se refiere, el Ayuntamiento no lo dudó e hizo una apuesta de futuro.

Se han tenido en cuenta muchos factores para conseguir una edificación sostenible, entre los cuales destacan la integración de la nueva edificación en el entorno, el consumo energético y el ahorro de agua.

La idea de construir un edificio sostenible ha surgido de manera paralela a la auditoría ambiental realizada en Sant Pol de Mar y que ha derivado en la elaboración de la Agenda Local 21, donde se contempla la necesidad de tener en cuenta la sostenibilidad de todas las nuevas construcciones.

Así, la guardería se encuentra situada en la zona de un parque y se ha integrado en dicho parque. La energía se consigue mediante placas fotovoltaicas y biomasa. Y en las zonas pavimentadas se ha instalado un sistema de recogida de aguas pluviales para el riego de los jardines.

En lo que respecta a la calefacción de la nueva guardería, se ha optado por instalar una caldera de biomasa y combinarla con un suelo radiante. La caldera es austriaca, tiene 100kW de potencia, es de avanzada tecnología y completamente automática, mediante un sofisticado, pero sencillo sistema de control.

Se utilizan en la misma combustibles provenientes de residuos orgánicos: pellet (residuos de madera previamente tratados), huesos de aceituna, cáscaras de almendras, residuos que se obtienen de la limpieza de los bosques o de la poda de los árboles, astillas, serrín…, lo que supone un ahorro considerable en la factura del combustible, ya que el precio de la biomasa puede ser hasta cuatro veces inferior al del gasoil, el propano o el gas natural.

Sin olvidar, por supuesto, que son calderas ecológicas, que protegen el medio ambiente, ya que no hay emisiones de gases nocivos causantes del efecto invernadero y las emisiones de CO2 son neutras. Basta decir que esta instalación supone una reducción de las emisiones de CO2 de, aproximadamente, unas 40 toneladas al año.

Escoger un suelo radiante es la opción más acertada para repartir el calor de manera homogénea, limpia y segura, protegiendo a los niños de posibles puntos excesivamente calientes, donde puedan hacerse quemaduras, y haciendo llegar el calor a los pies, que es el punto más aconsejable.

La elección de una caldera de biomasa combinada con un suelo radiante para conseguir la calefacción de la guardería es, no sólo una alternativa ecológica, de ahorro energético y económico, sino también una opción de modernidad y de futuro a la que el Ayuntamiento de Sant Pol de Mar se incorpora a partir de ahora.

Otra de las ventajas de esta instalación es que incorpora un sistema de monitorización que permite que, desde las oficinas de Nova Energia, se controle el perfecto funcionamiento de la misma, de manera que pueda ser detectada cualquier incidencia que se produzca, antes, incluso de que afecte al usuario.

Conclusión

Como energía alternativa, esta caldera de biomasa supone un ahorro energético y económico que, por motivos obvios, repercute sobre todo el municipio. Con esta iniciativa, el Ayuntamiento de Sant Pol de Mar se convierte hoy en un referente más, junto a los que ya han optado por el uso de energías alternativas, para los Ayuntamientos de otros municipios.

ARTÍCULOS

1 2 3 4 5 6 7 8 9 10 >> 40

PATROCINIO ORO

PATROCINIO PLATA

PATROCINIO BRONCE

ARTÍCULOS MÁS LEÍDOS

TWITTER

PATROCINIO ORO

PATROCINIO PLATA

PATROCINIO BRONCE

TWITTER

PATROCINIO ORO

PATROCINIO PLATA

PATROCINIO BRONCE