X Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información aquí.
banner

ENTREVISTAS

Susana Díaz Pacheco, Presidenta Junta de Andalucía

“El Plan Integral de Construcción Sostenible 2014-2020 deberá definir el modelo de construcción que queremos para el futuro”.

Compartir: 

CONSTRUIBLE: Recientemente, la Junta de Andalucía ha anunciado la creación de un Plan de Impulso a la Construcción Sostenible que estará listo en octubre y abarcará el periodo 2015-2020. ¿Por qué es necesario un Plan de la Construcción Sostenible en vuestra Comunidad en estos momentos y cuáles son objetivos principales que persigue este Plan?

Susana Díaz: La crisis económica ha tenido un impacto muy negativo en la construcción, un sector que ha perdido más de 350.000 ocupados desde 2007, más de la mitad del total registrado en la economía andaluza, con una tasa de paro asociado de más del 40%. Muchas pequeñas y medianas empresas se han visto abocadas al cierre y necesitan el impulso y la reactivación de un sector estratégico para el crecimiento de Andalucía y para la creación de empleo.

Susana Díaz Pacheco

Reactivar el sector de la construcción con criterios no especulativos ha de ser compatible con la defensa de la protección de nuestro patrimonio natural. Tenemos que haber aprendido bien la lección. Una cosa es abominar de la especulación del ladrillo y otra demonizar un sector que, bien dimensionado, es clave para cualquier economía por la cantidad de mano de obra que es capaz de absorber.

Dicho esto, en términos energéticos, el de la edificación representa el principal sector de consumo energético en la Unión Europea y uno de los principales sectores consumidores de Andalucía. Al mismo tiempo, se caracteriza por su gran potencial de ahorro energético y por el uso de las energías renovables, estimado en un 40%.

En una situación de grandes dificultades económicas para las familias andaluzas, el encarecimiento del precio de la energía está teniendo una gran incidencia en las economías domésticas.

En este contexto, el Gobierno andaluz ha aprobado un decreto-ley que, entre otras actuaciones, prevé la creación de la Mesa de la Construcción y Rehabilitación Sostenible. Su principal cometido será la elaboración de un Plan Integral para 2014-2020, que deberá definir el modelo de construcción que queremos para el futuro, previo diagnóstico consensuado de su situación actual, así como de las medidas necesarias para que el nuevo modelo sea sostenible, equilibrado y permita aprovechar las oportunidades que se puedan presentar para generar empleo y riqueza en nuestra tierra, sin agotar nuestros recursos.

CONSTRUIBLE: ¿Qué medidas recogidas en el decreto-ley son las más destacadas?

Susana Díaz: El decreto-ley aprobado el pasado 18 de marzo recoge tres grandes bloques. Dos medidas que se han de implantar a corto plazo, englobadas en un Plan de Impulso al Sector de la Construcción Sostenible, y una a medio plazo, que es el Plan Integral para la Construcción y Rehabilitación Sostenible en Andalucía 2014-2020, que deberá formular la Mesa constituida sobre este asunto.

La situación económica exige que actuemos con urgencia. De ahí que el Plan de Impulso se centre en las dos primeras medidas que van a implementarse con carácter inmediato: en primer lugar, se ha habilitado una línea de incentivos, dotada con 150 millones de euros, para promover actuaciones que favorezcan el ahorro energético, la mejora de la eficiencia energética y el aprovechamiento de las energías renovables en edificios existentes en Andalucía, a través de la realización de obras de rehabilitación, reforma, adecuación al uso e instalaciones eficientes. El procedimiento de tramitación es muy simple y 100% telemático, y los beneficiarios deberán, únicamente, dirigirse a alguna de las empresas colaboradoras y definir la actuación en la que se encuentren interesados. Los incentivos estarán gestionados por la Agencia Andaluza de la Energía y alcanzarán un máximo de 200.000 euros por beneficiario, pudiendo ser solicitados por ciudadanos, empresas y entidades sin personalidad jurídica.

En segundo lugar, la siguiente línea de actuación es facilitar el acceso a la financiación de las pequeñas y medianas empresas ligadas a un modelo de construcción sostenible, incluidas las empresas de economía social, poniendo a su disposición instrumentos financieros flexibles y adaptados a sus necesidades. Para ello se ha previsto una dotación de 50 millones de euros para préstamos ordinarios sometidos a derecho privado y financiando hasta el 70% del total de las necesidades financieras de la empresa, incluyendo inversiones en activos, gastos operativos y circulante, con un importe máximo por empresa de dos millones de euros. Esta línea será gestionada por la Agencia de Innovación y Desarrollo de Andalucía (IDEA).

Por último, la tercera medida, es la constitución de la Mesa que he explicado anteriormente y en la que tenemos grandes expectativas con vistas a una reorientación de este modelo productivo, con tanto potencial en nuestro territorio. Los resultados de este trabajo se verán a medio plazo.

CONSTRUIBLE: ¿Qué procedimientos se van a seguir para otorgar las ayudas para la mejora de la eficiencia energética y sostenibilidad de la edificación? ¿Habrá diferencias entre empresas y particulares? ¿Y en cuanto a los diferentes usos de los edificios?

Susana Díaz: El procedimiento que se ha previsto para la gestión de los incentivos del Plan de Impulso es muy ágil y simplificado, con el objetivo de eliminar cargas administrativas para las actuaciones incentivadas, que serán presentadas de forma telemática y directamente por las empresas que vayan a suministrar el bien o servicio objeto del incentivo, que deberán estar adheridas previamente como empresas colaboradoras en el Programa.

Susana Díaz Pacheco

Habrá dos tipos de procedimiento, según la cuantía de la actuación. Si supera los 18.000 euros, el interesado acude a una empresa colaboradora que presenta la solicitud en su nombre, se resuelve en el plazo máximo de un mes, se ejecuta y justifica la actuación, y finalmente se paga. Si es menor de 18.000 euros, con independencia del tipo de beneficiario, el procedimiento es aún más ágil, pues la empresa colaboradora comprueba los requisitos, realiza una reserva de fondos ante la Agencia Andaluza de la Energía, ésta la confirma en 24 horas, realiza la actuación incentivable, la justifica y se paga.

Los incentivos se concederán en concurrencia no competitiva, sin comparación entre solicitudes ni prelación entre las mismas, y se resolverán por orden cronológico de entrada en el registro.

La única diferencia entre beneficiarios es que los incentivos concedidos a las empresas no podrán superar los 200.000 euros por empresa durante un período de tres ejercicios fiscales. Para los ciudadanos y entidades sin personalidad jurídica, los incentivos no podrán superarán los 200.000 euros por beneficiario. Por último, los incentivos tienen que ser destinados a actuaciones en edificios existentes, pudiendo ser obras de adecuación o instalaciones energéticas eficientes.

CONSTRUIBLE: Respecto a la Mesa para la Reactivación de la Construcción Sostenible en Andalucía, ¿qué organismos y sectores estarán representados en esta Mesa y qué resultados se esperan obtener de este foro?

Susana Díaz: Como le decía anteriormente, la Mesa de la Construcción y Rehabilitación Sostenible será el órgano encargado para la participación y cooperación entre la Administración de la Junta de Andalucía y los agentes económicos y sociales, las entidades representativas de los sectores de la construcción, del sector energético y de las tecnologías de la información y la comunicación (TIC), del sector financiero, expertos y organizaciones sociales.

En la Mesa estará representado todo aquél que tenga algo que decir sobre el sector de la construcción. Esto se traducirá en una mayor transparencia y en una mayor responsabilidad de todos los participantes, profesionales, sociedad civil y empresas ligadas a la construcción, que deberán ser vectores fundamentales para el cambio de modelo.

Además del Gobierno andaluz y las organizaciones empresariales y sindicales más representativas de Andalucía, en la Mesa se integrarán los comités sectoriales que se estimen necesarios para atender las distintas materias que afecten al sector, entre las que se encuentran, entre otras, la competitividad de las empresas de la construcción, la reactivación del empleo en el sector, la rehabilitación energética de las edificaciones, la innovación y desarrollo tecnológico o normativas que impidan la especulación en materia de vivienda.

Será en ese foro donde se acordarán las medidas que se aplicarán en el período 2014-2020. Puedo adelantar que vamos a prestar especial atención al desarrollo de medidas innovadoras en viviendas sociales y de baja renta, además de acometer actuaciones integrales en barrios y distritos. En general, pondremos énfasis en aquellos colectivos vulnerables en los que la repercusión del gasto energético con medidas de construcción sostenible pueda tener un mayor impacto, convirtiéndolos en sujetos activos en la consecución de los objetivos de ahorro energético marcados por la Unión Europea.

CONSTRUIBLE: Dentro del Plan se recoge también la adecuación del parque de edificios públicos del Gobierno andaluz a las exigencias europeas en materia de eficiencia energética. ¿Es la Rehabilitación una acción prioritaria para su Gobierno? ¿Qué medidas se pondrán en marcha para cumplir este objetivo?

Susana Díaz: La rehabilitación y la eficiencia energética de edificios constituyen líneas estratégicas del Gobierno andaluz. El sector de la construcción, y en especial el campo de la rehabilitación, ofrece oportunidades para el empleo, ya que buena parte de nuestro parque residencial está compuesto por edificios con más de 30 años de antigüedad y cerca del 60% (4,4 millones de viviendas) se levantó antes de la entrada en vigor en 1981 de la Norma Básica de Edificación, introductora de los primeros requerimientos energéticos.

A lo largo de este año, los programas de rehabilitación y vivienda suponen en el presupuesto andaluz 139,7 millones de euros, un 11,2% más que en 2013. El porcentaje de la rehabilitación en Andalucía en relación con el total del sector de la construcción no llega al 30%, lejos del 41% de la media europea o del 56% de países como Alemania. Incrementar este porcentaje es imprescindible para acercar a Andalucía a los objetivos de la estrategia 20/20/20 de la Comisión Europea, que prevé para 2020 la reducción del 20% del consumo de energía primaria, la reducción del 20% de emisiones de CO2 y la producción del 20% de energía final a partir de fuentes de energía limpias.

Dentro de este contexto, la rehabilitación energética de nuestro parque de edificios públicos es una línea de trabajo prioritaria del Gobierno andaluz. De momento y gracias a la actuación de la Red de Energía de la Junta de Andalucía (Redeja) se han acometido algunas actuaciones y, sobre todo, se han identificado inversiones que acometer lo antes posible, en el momento en el que dispongamos de los recursos necesarios.

CONSTRUIBLE: Como nos comentaba anteriormente, dentro del Plan se contemplan actuaciones en el parque de vivienda pública, incentivado la innovación en viviendas de bajo coste. ¿Por qué se considera importante introducir este tipo de medidas innovadoras que fomenten la eficiencia energética en la vivienda social? ¿Es viable económicamente?

Susana Díaz: Me gustaría matizar que la innovación es algo que está presente para todas las actuaciones previstas en el decreto-ley, habiéndose previsto una mayor intensidad de ayuda si la medida que se implante es innovadora, ya afecte al parque edificatorio público o privado.

Sí somos conscientes de la importancia de la innovación en la definición del nuevo modelo constructivo, y de ahí la previsión de un Comité Sectorial específico dentro de la Mesa de la Construcción de incorporar medidas innovadoras tanto en los procesos como en los materiales empleados en el nuevo modelo. Es en este contexto donde entendemos que deberá prestarse especial atención a soluciones innovadoras en barrios y distritos a favor de aquellos colectivos más vulnerables, en línea con las premisas de la Unión Europea.

CONSTRUIBLE: Reducir el consumo de energía mediante medias de eficiencia energética es el primer paso, pero también se ha hablado de autosuficiencia energética dentro de los objetivos a perseguir. ¿Se van a incluir en el Plan medidas para el fomento de las energías renovables en Andalucía?

Susana Díaz: Por supuesto. No estamos en condiciones de desperdiciar aquellos recursos de los que Andalucía dispone y el Gobierno andaluz continuará fomentando su utilización en el marco de sus competencias. El propio decreto-ley ya establece incentivos para el aprovechamiento de las energías renovables en edificios, por ejemplo a través de la energía solar térmica, biomasa o geotérmica, ya sea en instalaciones individuales como en aquéllas que permitan a los edificios disponer de una generación energética centralizada. Además, se incentiva el uso de la energía solar fotovoltaica aplicada en instalaciones aisladas o conectadas a la red a través de la red interior de un consumidor.

Por otro lado, el Plan Integral que debe definir la Mesa de la Construcción y Rehabilitación Sostenible tendrá que estar basado en mejorar la eficiencia energética del parque de edificios en Andalucía, reducir su consumo energético y aumentar nuestra tasa de autosuficiencia energética, en línea con los objetivos estratégicos marcados por la Unión Europea.

CONSTRUIBLE: Se ha afirmado que se utilizarán nuevos servicios y modelos de gestión para conseguir los objetivos de eficiencia energética, ¿cuáles son los más útiles en su opinión?

Susana Díaz: Los nuevos mecanismos que ofrece el mercado deberán estudiarse en el seno de la Mesa de la Construcción Sostenible. Queremos reforzar la participación de todos los agentes para adoptar las medidas que, en este sentido, definamos entre todos en un ejercicio de corresponsabilidad.

CONSTRUIBLE: A nivel estatal se están desarrollando planes para fomentar la rehabilitación energética en el sector hotelero, como el Plan PIMA Sol o el Programa PAREER. Siendo el sector turístico tan importante para Andalucía ¿incluirá el Plan de Impulso a la Construcción Sostenible de Andalucía medidas concretas para fomentar acciones en este sector?

Susana Díaz: El Plan de Impulso define de forma amplia las medidas incentivables, que son perfectamente aplicables al sector hotelero. Es más, aprovecho para animar al sector a acometer reformas que les permitan ganar en competitividad mejorando su eficiencia energética y sus instalaciones. He comentado en algunas ocasiones que el turismo es un sector sobre el que debe pivotar parte de la recuperación económica porque es clave para la recuperación de la economía andaluza y la creación de empleo, por lo que se debe aprovechar todas las oportunidades para mejorar al máximo su competitividad.

En la actual coyuntura, estas medidas que estamos activando son, claramente, una oportunidad para renovar el parque turístico andaluz, en especial en las zonas del litoral, lo cual contribuirá a fidelizar el turismo a través de la calidad.

CONSTRUIBLE: Finalmente, ¿considera que su Plan de Impulso a la Construcción Sostenible aumentará la presencia de Edificios de Consumo de Energía casi Nulo en Andalucía?

Susana Díaz: El Plan que elaborará la Mesa tiene que tender a ese objetivo, alineados con los objetivos marcados por la Unión Europea. Tendrá que marcar la senda para que en un futuro no lejano, Andalucía disponga de edificios con un uso más eficiente de la energía.

ENTREVISTAS

1 2 3 4 5 6 7 8 9

PATROCINIO ORO

PATROCINIO PLATA

PATROCINIO BRONCE

banner

ENTREVISTAS MÁS LEÍDAS

TWITTER

PATROCINIO ORO

PATROCINIO PLATA

PATROCINIO BRONCE

TWITTER

PATROCINIO ORO

PATROCINIO PLATA

PATROCINIO BRONCE