X Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información aquí.
banner

NOTICIAS

La Comunidad de Madrid destina 17 millones de euros para el tratamiento de escombros y residuos de 149 municipios.

Compartir: 

El Gobierno de la Comunidad de Madrid invertirá este año 17,1 millones de euros para financiar la recogida y el tratamiento de los residuos urbanos y de los escombros de 149 municipios ubicados en la zona Norte y Sur de la Región, en los que viven unos 2.300.000 ciudadanos, que generan más de 2 millones de toneladas de desechos.

Del total de esta partida se destinarán 10,2 millones a la gestión y explotación de las instalaciones de transferencia de residuos urbanos ubicadas en la zona sur, en las localidades de Leganés, Las Rozas, Colmenar de Oreja y Colmenar de Arroyo, y al complejo de residuos de Pinto; y otros 4,6 millones a las instalaciones de este mismo tipo situadas en el norte de la Región, en Lozoyuela, Collado Villalba, El Molar y San Sebastián de los Reyes, y al complejo de residuos de Colmenar Viejo. Las instalaciones de transferencia son infraestructuras, gestionadas por la Comunidad, en las que se almacena la basura transportada por los camiones de recogida de los municipios como paso previo para su posterior tratamiento en las plantas de reciclaje.

Asimismo, la Comunidad seguirá prestando durante 2009 el servicio de recogida y transporte de los desechos urbanos (envases, papel, cartón y bolsa gris) y de los residuos de construcción y demolición generados en los domicilios de 43 municipios de la Sierra Norte, con especiales características de dispersión, escasa población o limitados recursos, para lo que se ha aprobado una inversión de 2,2 millones de euros.

Con estas inversiones, que se enmarcan en la Estrategia de Residuos regional, la Comunidad avanza en la eficaz gestión de los residuos generados por los madrileños con el objetivo de que se traten el cien por cien de las basuras y escombros que producimos, de modo que se lleven a los vertederos sólo aquellos productos de rechazo de las plantas de reciclaje.

El Gobierno regional impulsa las actuaciones que contempla la Estrategia de Residuos (2006-2016), convirtiendo Madrid en una Región pionera en crear un proyecto integral para la gestión coordinada de todos los desperdicios, aseguró Ignacio González.

Tratamiento de todo tipo de residuos

La correcta gestión de las basuras constituye uno de los pilares sobre los que el Gobierno regional basa su política de desarrollo sostenible y conservación del medio natural. La Estrategia de Residuos regional cuenta con nueve planes para gestionar de manera coordinada y eficaz cualquier tipo de desecho que se genera en la Región: residuos urbanos, industriales, aquellos procedentes de la construcción, los de aparatos eléctricos, vehículos en desuso, materiales aislantes, neumáticos fuera de uso, lodos procedentes de depuradoras y descontaminación de suelos.

La Comunidad ha dotado el cumplimiento de los objetivos de la Estrategia con una inversión, hasta 2016, de 290 millones de euros, para lograr que toda la basura que de los municipios madrileños sea tratada antes de ir al vertedero de forma que se recicle, reutilice o valorice la mayor parte de los desechos urbanos.

El Gobierno regional considera prioritario evitar que los desechos que se producen en nuestra sociedad terminen en un vertedero sin tratamiento previo, ya que de no ser así, estos ocuparían paulatinamente el territorio, e influirían de forma negativa en la calidad de los espacios naturales, de las aguas superficiales y subterráneas, los paisajes que nos rodean y la fauna con la que coexistimos.

NOTICIAS

1 2 3 4 5 6 7 8 9 10 >> >>> 1184

PATROCINIO ORO

PATROCINIO PLATA

PATROCINIO BRONCE

banner

NOTICIAS MÁS LEÍDAS

TWITTER

PATROCINIO ORO

PATROCINIO PLATA

PATROCINIO BRONCE

TWITTER

PATROCINIO ORO

PATROCINIO PLATA

PATROCINIO BRONCE