X Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información aquí.

NOTICIAS

Se presenta el programa de control de la legalidad urbanística valenciana que se va a desarrollar en colaboración con el Instituto Cartográfico Valenciano.

Compartir: 

“Seremos intolerantes con los grandes depredadores del territorio”, así lo ha manifestado el conseller de Territorio y Vivienda, Esteban González Pons, que junto con el conseller de Justicia, Interior y Administraciones Públicas, Miguel Peralta, han presentado, el programa de control de la legalidad urbanística valenciana que se va a desarrollar en colaboración con el Instituto Cartográfico Valenciano.

Un programa que tiene tres objetivos principales, contar con un instrumento de control de la legalidad urbanística, colaborar con otras administraciones, especialmente con las entidades locales y concienciar a la ciudadanía de la necesidad de respetar la legalidad urbanística.

“Para cumplir con estos objetivos se prevé la puesta en marcha del programa territorial del control de la legalidad urbanística, de programas de difusión y concienciación ciudadana y respecto a la colaboración con otras administraciones, y muy especialmente con municipios de pequeño y mediano tamaño, la realización de Consorcios de carácter voluntario que puedan desarrollar tanto las competencias compartidas como las propias que les asigne la administración local, una fórmula ya utilizada en Menorca con buenos resultados”, ha destacado González Pons.

Identificación a través de nuevas tecnologías

La primera fase de la puesta en marcha del programa de control territorial se inicia con la identificación de la supuesta infracción. “A partir de ahora se van a utilizar las nuevas tecnologías que ya usa el Instituto Cartográfico para detectar la presencia de construcciones ilegales en la Comunitat”, ha explicado el conseller.

A través de las herramientas de las que dispone el Cartográfico se detectan estas irregularidades y se elabora una certificación que supone el inicio de un acta de inspección por parte de Territorio. “De esta manera se sustituye las actas de los agentes de la autoridad por los certificados del Cartográfico lo que supone un gran avance y mayor rapidez”.

El conseller de Justicia, Interior y Administraciones Públicas, Miguel Peralta, ha explicado que este importante proyecto se acomete dentro de la línea de colaboración inter consellerias entre Territorio y Vivienda y el Instituto Cartográfico Valenciano, organismo autónomo dependiente de la Conselleria que dirige.

Según Peralta, “las ortofotos cubren la totalidad del suelo y la tecnología utilizada es la del empleo de imágenes aéreas posteriormente orto-rectificadas que permiten tratar el mosaico fotográfico obtenido en soporte digital exactamente igual que un mapa vectorial, con objeto de definir no solo aquellos elementos localizados sino lo que, sin duda, es más importante, la superficie ocupada por ellos”.

Precisamente esta identificación se realizará por procedimientos de análisis y tratamiento de las imágenes para todo el suelo no urbanizable de la Comunitat. En el caso de suelo no urbanizable común se hará especial hincapié en los cambios de uso producidos en los últimos cuatro años, tiempo de prescripción de las infracciones, y en el caso de suelo no urbanizable protegido sin límite de tiempo.

Tres prioridades

Igualmente, el conseller Esteban González Pons ha señalado que se han establecido un orden de prioridades en el inicio de las diligencias. En primer lugar se actuará contra aquellas situaciones de ocupación de suelo no urbanizable protegido, especialmente en los espacios naturales protegidos de la Comunitat.

A continuación, se ha fijado como prioridad la densidad de edificaciones, con un cambio de uso del suelo muy superior a la media, es decir, las grandes urbanizaciones. “El objetivo de la Generalitat es actuar contra estas grandes estafas del territorio, contra las grandes urbanizaciones, no tanto contra los pequeños propietarios que se han construido su vivienda de manera ilegal, muchas veces sin saberlo, y como segunda residencia y a los que queremos convencer a través de la concienciación”, ha destacado el conseller de Territorio y Vivienda.

“La tercera prioridad, es que estas edificaciones se hayan construido en lugares estratégicos que impidan o dificulten el desarrollo de infraestructuras programadas y crecimientos urbanos naturales”, ha asegurado González Pons.

Una vez determinados los ámbitos de inspección se comprobará las parcelaciones ilegales en suelo no urbanizable, las edificaciones o instalaciones contradictorias con la normativa urbanística y por último requerimiento al ayuntamiento que en el plazo de diez días para que certifique si tiene o no tiene licencia, “para determinar, con precisión, los hechos susceptibles de motivar una posterior iniciación de los procedimientos de protección de la legalidad urbanística”, ha explicado González Pons.

Inicio de los procedimientos de protección

La segunda fase del programa se refiere al inicio de los procedimientos de protección de la legalidad. Así, para las edificaciones que no tengan licencia, tanto en suelo no urbanizable como en suelo no urbanizable protegido, donde no existe plazo de prescripción, se ordenará la suspensión inmediata de las obras o el cese del uso en curso.

Además, se notificará a las compañías suministradoras de los servicios públicos para que cesen el suministro, se comunicará al registro de la propiedad para que conste que sobre esa construcción se ha iniciado un expediente y se comunicará al Fiscal o el Juzgado, esto último únicamente para las ilegalidades en suelo protegido.

Al mismo tiempo se realiza una propuesta de requerimiento de legalización, para que en el plazo de dos meses el interesado solicite licencia o autorización urbanística.

“Si esto no ocurre, ha señalado el conseller, se iniciará el expediente de restauración de la legalidad urbanística, con un plazo máximo de seis meses, que concluirá con la demolición de las edificación realizadas ilegalmente, la reconstrucción de lo demolido, la reagrupación de parcelas en el caso de parcelaciones ilegales y el cese efectivo de la actividad”.

Programa de Concienciación ciudadana

Por último, el conseller de Territorio y Vivienda, Esteban González Pons ha insistido en la necesidad de concienciar a la sociedad valenciana para que se respete la legalidad urbanística valenciana. “Por eso vamos a poner en marcha un programa de difusión y concienciación ciudadana”.

Este programa va a consistir en la creación de un apartado específico dentro de la web de la Conselleria de Territorio para dar cuenta de los expedientes iniciados, la realización de una memoria anual y la puesta en marcha de la campaña de concienciación, con especial incidencia en determinados colectivos y ámbitos territoriales.

NOTICIAS

1 2 3 4 5 6 7 8 9 10 >> >>> 1182

PATROCINIO ORO

PATROCINIO PLATA

PATROCINIO BRONCE

banner

NOTICIAS MÁS LEÍDAS

TWITTER

PATROCINIO ORO

PATROCINIO PLATA

PATROCINIO BRONCE

TWITTER

PATROCINIO ORO

PATROCINIO PLATA

PATROCINIO BRONCE