X Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información aquí.

ARTICULOS

Percepción del Medioambiente

Aplicaciones a la Construcción Sostenible del estudio de la Fundación BBVA sobre “Conciencia y Conducta Medioambiental en España”.

Compartir: 

La Fundación BBVA presentó a finales de julio los resultados de su primer estudio sobre conciencia y conducta medioambiental en España basado en una amplia encuesta -tanto por el tamaño de la muestra, como por los temas abordados- sobre el interés, actitudes y comportamiento de los españoles hacia el medio ambiente.

Valoramos positivamente el estudio que nos permite tener una visión global de la opinión de la ciudadanía. Dentro de este contexto, desde CONSTRUIBLE.es, hemos seleccionado las conclusiones y resultados del estudio “Conciencia y Conducta Medioambiental en España” que pueden ser relevantes y aplicables a la Construcción Sostenible.

La información empírica de este estudio ha sido obtenida a través de una encuesta a una muestra representativa de la población española de 15 y más años de edad, con un tamaño muestral que asciende a los 4.000 casos. Los trabajos de campo se llevaron a cabo entre los meses de octubre y diciembre de 2005 y fueron realizados por Metroscopia. El diseño y análisis del estudio ha corrido a cargo de la Unidad de Estudios de Opinión Pública de la Fundación BBVA.

Antecedentes

Desde la década de los ’70 el medio ambiente se ha convertido en objeto de debate político y científico al reconocerse la gravedad de los riesgos ecológicos que amenazan al planeta. También es objeto de preocupación para individuos y empresas. Las sociedades contemporáneas son cada vez más conscientes de la importancia del medio ambiente y de la responsabilidad que tienen hacia la naturaleza. Ello se ha plasmado, entre otras cosas, en el surgimiento en los últimos años de una amplia variedad de organizaciones ecologistas tanto locales como globales.

Esta toma de conciencia progresiva se inserta dentro de los profundos cambios que han sacudido el modo de vida y los valores de las sociedades post-industriales: una vez garantizada la seguridad física y material, nuevos valores como la calidad de vida y del entorno han adquirido gran relevancia. Por otro lado, la conciencia ambiental se relaciona también con los datos que ha aportado la ciencia y con la propia experiencia de la población al enfrentarse a problemas medioambientales.

En este contexto, cabe preguntarse si sigue predominando hoy la visión de una naturaleza ordenada y explotada para el beneficio humano que conoció su apogeo con la revolución industrial del siglo XIX. ¿Hasta qué punto los valores ecológicos han desplazado esa visión materialista y utilitarista del entorno y de los seres vivos? Comprender los cambios que ha sufrido la visión del mundo animal resulta también esencial para entender la forma en la que el ser humano contemporáneo percibe e interactúa con el medio ambiente.

Estos cambios plantean importantes desafíos a los gobiernos y organismos reguladores que deben buscar soluciones que aseguren el respeto al medio natural y buscar una sintonía, a veces difícil, entre la protección del medioambiente, las exigencias que plantea el crecimiento y desarrollo económico, y el margen de maniobra que les conceden los propios ciudadanos.

En este complejo escenario, el individuo se enfrenta al reto de conciliar la conciencia medioambiental con su conducta y superar las resistencias a sacrificar alguna de las mejoras que el actual modelo de producción industrial ha aportado a nuestra calidad de vida.

La conciencia medioambiental de los españoles

Conclusiones en relación a la información e interés hacia el medio ambiente:

  • Los ciudadanos han tomado conciencia sobre la importancia del medio ambiente y sobre la responsabilidad del individuo en su degradación.
  • El medio ambiente es el área por la que los ciudadanos afirman sentirse más interesados. Sin embargo, el estudio muestra una falta de sintonía entre el nivel de información y el nivel de interés expresado hacia los temas.
  • El alto interés hacia los temas de ecología y medio ambiente no se traslada a su presencia en las conversaciones y discusiones de los ciudadanos.
  • La edad y el nivel de estudios introducen diferencias en el interés que suscita el medioambiente.

¿Cómo es la visión española de la naturaleza?:

  • Los valores ecológicos han desplazado una visión de la naturaleza como simple objeto de uso para el beneficio del ser humano.
  • Existe un gran consenso en torno a la idea de que el equilibrio de la naturaleza es muy delicado y fácilmente alterable por las actividades de los seres humanos.

Respecto a la percepción del medio ambiente:

  • Los españoles se muestran sensibilizados hacia problemas medioambientales tanto locales como globales, aunque la encuesta denota un claro pesimismo respecto a la evolución del medio ambiente en el medio-largo plazo.
  • Los problemas medioambientales no son vistos de forma distante, sino que aparecen claramente como cuestiones que pueden afectar personalmente al individuo.
  • La contaminación de ríos y costas, los incendios forestales, la escasez de agua y el cambio climático se identifican como algunos de los principales problemas para el medio ambiente.

Analizando las problemáticas globales:

  • La mayoría de los españoles está muy de acuerdo con la idea de que la diversidad de plantas y animales es parte fundamental de la riqueza de un país y responsabilizan a la actividad humana de la extinción de las especies.
  • Los entrevistados consideran que la creación de espacios naturales protegidos es importante, pero no hasta el punto de negar el valor que pueden tener otros usos del territorio, abogando por una utilización equilibrada del mismo.
  • Respecto al calentamiento global, a pesar de que es considerado como uno de los principales problemas del medio ambiente, resulta significativo que 1 de cada 2 españoles no haya oído hablar del Protocolo de Kyoto. Aunque la gran mayoría está de acuerdo con que España lo haya suscrito.
  • Los datos demuestran también que el conocimiento sobre el origen de la energía que se consume en España es débil y existe una brecha entre el consumo real y estimado de la población.
  • Las Energías Renovables son las que gozan de una imagen más favorable entre la ciudadanía, aunque dentro de un contexto de amplio desconocimiento del panorama energético español. Dentro del mismo contexto de falta de información la energía solar es la que obtiene el mejor posicionamiento, seguida de la energía eólica y la hidráulica. Las fuentes de energía tradicionales apenas si concitan valoraciones favorables.

Dentro de las problemáticas locales:

  • Existe un alto consenso a la hora de calificar el agua como un bien escaso y el nivel de aceptabilidad de diferentes medidas para paliar la escasez de algua es en general muy alto. Sin embargo, la gran mayoría no estaría dispuesta a asumir coste alguno para hacer frente a este problema.
  • Existe un rechazo frontal al aumento de precio que afecte a la economía del individuo.

La conducta medioambiental de los españoles: el papel del individuo y de los poderes públicos

De los datos analizados en el punto anterior, en el estudio de la Fundación BBVA, se concluye que existe en la sociedad española una clara preocupación hacia el medio ambiente y una elevada inquietud hacia las problemáticas más actuales y urgentes. En este contexto, el estudio analiza la profundidad de esta conciencia medioambiental y la distancia existente entre la preocupación declarada y las actitudes ante situaciones o fenómenos concretos. La encuesta se detiene también en la percepción sobre cuál debe ser el papel del individuo y de los poderes públicos en la conservación del medio ambiente.

En relación a la distancia entre la conciencia y la conducta medioambiental:

  • La gran mayoría de los españoles perciben que la mejora del medio ambiente depende principalmente de que cambiemos nuestro modo y estilo de vida y no meramente del avance científico y siente que puede influir en el estado del medio ambiente y que el deterioro del mismo es reversible.
  • Las prácticas más frecuentes son aquellas que reportan beneficios inmediatos al individuo como cuidado y ahorro en el consumo de agua y electricidad.
  • De las conductas que implican un mayor nivel de exigencia y que no reportan beneficios económicos directos para el individuo, la más extendida es el reciclaje.
  • Con un nivel escaso de incidencia se sitúan prácticas vinculadas al consumo de ciertos bienes, como la compra de electrodomésticos de bajo consumo energético o la compra de productos en envases que puedan ser reciclados.
  • De los datos se deduce que la información y educación medioambiental pueden jugar un papel destacado de cara a promover el compromiso con conductas ecológicas.

En lo que se refiere al incremento de precios o impuestos:

  • Hay un fuerte rechazo a aumentar los precios o los impuestos para conservar mejor el medio ambiente.
  • Las restricciones en el uso del coche o el consumo de agua generan relativamente menos rechazo que el uso de mecanismos de tipo fiscal.

De la propuestas planteadas para la regulación del medio ambiente:

  • Se deduce de los datos obtenidos que es mejor que el gobierno imponga normas que obliguen a los individuos y a las empresas a tomar medidas para proteger el medio ambiente antes que dejar el asunto en manos de cada persona o empresa particular.
  • La clara mayoría adjudica la responsabilidad de resolver los problemas medioambientales del país al gobierno central. La Unión Europea y los gobiernos autonómicos ocupan un segundo plano en términos de responsabilidad política sobre esta cuestión.

Conclusiones de la Fundación BBVA

Los ciudadanos afirman sentirse muy interesados por los temas relacionados con el medio ambiente y parecen haber tomado conciencia de la importancia del mismo y de sus problemáticas, así como del papel que juegan los individuos en su degradación. Por otro lado, junto con la alta sensibilización hacia los problemas medioambientales, predomina un claro pesimismo respecto a la evolución del medio ambiente en el medio-largo plazo.

La percepción que los ciudadanos tienen del entorno y de la forma en la que deben interactuar con él ha cambiado: se han dejado atrás las visiones más instrumentales y materialistas en las que la naturaleza aparecía como simple objeto de uso y explotación para beneficio del ser humano. La sociedad española habría traspasado, de esta manera, el umbral post-industrial abrazando los valores del ecologismo. Desde esta visión medioambientalista, los ciudadanos expresan, en abstracto, un marcado deseo de limitar la ingerencia humana.

A pesar de la sensibilización y cercanía con la que perciben estas cuestiones, un análisis más detallado de las mismas revela carencias informativas significativas, especialmente en lo que atañe al proceso de calentamiento global del planeta- desconocido para algo más del 20% de la población-, y al origen de la energía que se consume en España.

Respecto a la profundidad de la conciencia medioambiental, los resultados del estudio muestran que existe una brecha entre la misma y la conducta ecológica de los individuos. En efecto, de momento el ecologismo de la sociedad española se mueve en un plano declarativo y no se plasma con claridad en acciones y disposiciones concretas.

En este contexto en el que los valores ecológicos no han cristalizado aún en prácticas y comportamientos individuales activos, los ciudadanos esperan que los poderes públicos ocupen un lugar central en el cuidado y protección del medio ambiente. El desafío atañe sobre todo al Gobierno central, visto todavía como responsable principal de la resolución de los problemas medioambientales.

Ante los retos que presenta la regulación en materia de protección y conservación de la naturaleza, merece la pena destacar la existencia de una relación significativa entre el nivel de estudios de los entrevistados y la práctica de comportamientos afines al medio ambiente, sugiriendo que la información y educación medioambiental podrían jugar un papel destacado de cara a promover el compromiso con conductas ecológicas.

Conclusiones de CONSTRUIBLE.es

La existencia de un desfase entre interés e información por el medioambiente sugiere la necesidad de canales y campañas de información más efectivas que aprovechen la indudable disposición de los ciudadanos a la mejora de nuestro entorno.

Hay que fomentar el debate público sobre el medioambiente para que forme parte de las conversaciones habituales de los ciudadanos. La Administración debería jugar un papel fundamental, aunque es indudable el peso que está teniendo la empresa privada en este punto.

No resulta razonable que la edad y el nivel de estudios suscite diferencias en el interés por el medio ambiente. Esto corrobora la necesidad de realizar un mayor esfuerzo educativo a nivel global que implique a toda la sociedad.

El hecho de que en la encuesta exista consenso en la limitación de la superficie urbanizable nos lleva a concluir que el ciudadano identifica el urbanismo con especulación. Es necesario hacer ver que el urbanismo es, sin duda, una herramienta fundamental en la protección del medio ambiente y que la limitación de la superficie urbanizable no garantiza, por sí sola, la sostenibilidad del territorio.

El elevado apoyo a la energía solar resulta positivo, aunque hay que hacer un esfuerzo de promoción y conocimiento de otras energías renovables que, sin duda, van a jugar también un papel fundamental en el futuro.

Queremos también destacar dentro de los resultados de la encuesta las altas expectativas puestas en los nuevos materiales para la mejora de nuestra vida, resultado indudablemente aplicable a la Construcción Sostenible.

Y por último la encuesta demuestra lo acertado de normativas como el recientemente aprobado Código Técnico de la Edificación, ya que los ciudadanos consideran que las actuaciones en materia de protección del medio ambiente deben ser reguladas por ley y la responsabilidad de las mismas debe recaer sobre el Gobierno Central.

Compartir: 

ARTÍCULOS

1 2 3 4 5 6 7 8 9 10 >> 40

PATROCINIO ORO

PATROCINIO PLATA

PATROCINIO BRONCE

ARTÍCULOS MÁS LEÍDOS

TWITTER

PATROCINIO ORO

PATROCINIO PLATA

PATROCINIO BRONCE

TWITTER

PATROCINIO ORO

PATROCINIO PLATA

PATROCINIO BRONCE