X Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información aquí.
banner

NOTICIAS

E.ON estudia iniciativas para el almacenamiento de la energía eólica en la red de gas alemana.

Compartir: 

El Grupo E.ON ha instalado una planta piloto en Falkenhagen, estado federal de Brandenburgo (Alemania), para convertir la energía eólica en hidrógeno que pueda ser almacenado en la red de gas alemana. El proyecto supone una inversión de más de 5 millones de euros en el desarrollo de la planta piloto y en la investigación de esta novedosa tecnología.

Aprovechando la energía de las fuentes renovables, la planta producirá, a partir de 2013, aproximadamente 360 metros cúbicos de hidrógeno cada hora a través de electrolisis. Este hidrógeno se verterá después en la red de gas de Ontras y se utilizará como gas natural convencional. De esta forma, la red de gas se convierte en un sistema de almacenamiento de energía procedente de fuentes renovables, condicionadas por el tiempo atmosférico.

E.ON tiene un firme compromiso con la investigación de tecnologías que, como ésta, cuentan con un gran potencial. Hoy día se puede añadir hasta un 5% de hidrógeno al gas natural en la red sin ningún problema y los expertos creen que, a medio plazo, este porcentaje podría alcanzar el 15%. Esto supondría que toda la energía proveniente de fuentes renovables que, a día de hoy, se genera en Alemania podría ser almacenada en su red de gas. La demanda para una capacidad de almacenamiento a tal escala sólo podrá producirse dentro de algunas décadas, cuando la mayor parte de la demanda de energía esté ya cubierta por fuentes de energía renovables.

“Necesitamos nuevas formas de almacenamiento para poder incrementar en los próximos años la integración de la energía eólica, dependiente de las condiciones climatológicas, con el resto de nuestros activos de generación. Utilizar la infraestructura gasística existente en la actualidad para almacenar hidrógeno es un paso prometedor en este largo camino, y nos da la oportunidad de combinar formidablemente nuestras capacidades como compañía de electricidad y de gas”, afirmó Klaus-Dieter Maubach, miembro del Consejo de E.ON AG y responsable del área de Tecnología y Desarrollo.

Si Alemania puede incrementar la integración de las energías solar y eólica, cuya naturaleza es fluctuante, en la generación energética de los próximos años, la energía disponible superará la demanda y llevará a la red de distribución al límite de su capacidad. Por ello, E.ON está investigando nuevos métodos para almacenar este exceso de energía. En la actualidad, dichas investigaciones se centran en el incremento de la capacidad de las centrales de generación de bombeo. Por ejemplo, E.ON pretende ampliar la central de bombeo a la región de Edersee, en el estado federal de Hesse (Alemania), y, junto a su socio austriaco Verbund AG, construir una nueva central en la frontera entre Alemania y Austria.

En esta misma línea se encuentra el proyecto de la central de bombeo de San Miguel de Aguayo, en España, que supondrá la ampliación de potencia de la actual central en 1.000 MW, hasta un total de 1.360 MW. La nueva central, que contará con más de 600 millones de euros de inversión, supone una garantía de disponibilidad de energía de primera magnitud a nivel nacional, incrementando la seguridad del suministro, al tiempo que aumenta de manera sustancial el porcentaje de participación de la energía renovable en la generación eléctrica española.

NOTICIAS

1 2 3 4 5 6 7 8 9 10 >> >>> 1182

PATROCINIO ORO

PATROCINIO PLATA

PATROCINIO BRONCE

NOTICIAS MÁS LEÍDAS

TWITTER

PATROCINIO ORO

PATROCINIO PLATA

PATROCINIO BRONCE

TWITTER

PATROCINIO ORO

PATROCINIO PLATA

PATROCINIO BRONCE