X Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información aquí.
banner

ARTICULOS

Envac en Majadahonda

Un ejemplo de cómo la recogida automática de residuos puede contribuir sosteniblemente a la mejora del medio ambiente urbano.

Compartir: 

De la mano de Mercedes Toscano y José Mazarrasa, Coordinadora y Jefe de Marketing respectivamente de la empresa Envac Iberia, nos hemos introducido en el funcionamiento de su sistema de recogida neumática de residuos, pudiendo comprobar de propia mano las indudables ventajas de la recogida automatizada.

Para ello hemos visitado las instalaciones del sistema de recogida neumática del municipio de Majadahonda (Madrid), centrándonos principalmente en la nueva central de Monte del Pilar que da servicio a casi 4.000 viviendas. La central de Monte del Pilar es el cuarto sistema de recogida neumática de Majadahonda y con ella este municipio madrileño se ha convertido en la ciudad del mundo con más porcentaje de sistemas automatizados, alrededor de un 60%, superando ciudades como Barcelona, Estocolmo o Hong-Kong.

La central de Monte del Pilar, que ya se ha convertido en referente para futuros proyectos, ha sido integrada en su entorno urbano de una manera singular localizándose enterrada bajo una rotonda de una de las calles principales de la urbanización. El objetivo perseguido ha sido conseguir una solución integral que permitiese hacer desaparecer de la urbanización todos los elementos asociados a la recogida de residuos. El único elemento visual que refleja su existencia es una discreta chimenea que sirve para expulsar los gases previamente filtrados en el interior de la central.

Todo el funcionamiento de la central, incluidas las operaciones de carga y descarga de contenedores de los camiones, se realizan bajo rasante con la ayuda de un puente grúa. Los contenedores son retirados de la central mediante un camión con la frecuencia necesaria y cada fracción de basura se envía a su destino correspondiente. El sistema consta, además de esta central de recogida, de una red general de canalizaciones con una longitud de 9 kilómetros, y de 300 válvulas, y tiene capacidad para retirar 12,1 toneladas diarias entre las fracciones de envases y de restos orgánicos, según se recoge en el Plan de Gestión de Residuos Sólidos Urbanos de la Comunidad de Madrid.

¿Cómo funciona el Sistema Envac?

El inicio del proceso se realiza en los puntos de recogida, o bien buzones ubicados en la vía pública, o bien compuertas de vertido en el interior del edificio. El sistema permite la recogida selectiva de diversas fracciones de basura, destinándose una compuerta de vertido o buzón para cada categoría de residuo.

Una vez introducida la basura en el sistema, nadie vuelve a entrar en contacto manual ni visual con los residuos ni contenedores. El sistema Envac es totalmente estanco, eliminando así los malos olores y suciedad que habitualmente se produce tanto en los cuartos de basura dentro de los edificios como en los contenedores de las calles. 

Los puntos de recogida están interconectados por tuberías que transportan los residuos a la estación de recogida central. Cuando se deposita una bolsa de basura en una compuerta o buzón de vertido, ésta es almacenada temporalmente en el mismo mediante una válvula de descarga.

A intervalos irregulares de tiempo, programados desde un ordenador central que opera desde la central de recogida, se procede al vaciado de los contenedores. El sistema de control activa unos potentes turbo-ventiladores ubicados en la central de recogida, que provocan una depresión de 3 m.c.a. en la red, creando un vacío en la red de tuberías.

Seguidamente, a través de válvulas de aire que se encuentran ubicadas al final de cada ramal, se permite la entrada de aire en la red, que será el instrumento utilizado para el transporte de la basura, estableciéndose una potente corriente que circula desde un extremo de la red de tuberías hasta la central de recogida. La basura es transportada hasta la central de recogida a una velocidad de unos 60 ó 70 km/h.

Mediante el sistema de control, las válvulas de descarga situadas debajo de cada compuerta de vertido o buzón se van abriendo de forma individualizad automáticamente y las bolsas de basura caen en la red horizontal de tuberías para ser transportadas hasta la central de recogida.

Los residuos pasan en la central de recogida a través de un ciclón que los separa del aire de transporte. El aire de transporte es enviado a una sala de filtros donde sufre diversos tratamientos antes de ser enviado de nuevo a la atmósfera.

Los momentos de vaciado de cada una de las compuertas o buzones de vertido asociados a cada categoría son diferentes, de forma que las diversas fracciones nunca se mezclan, siendo enviadas separativamente a contenedores diferentes dentro de la central de recogida a través de una válvula diversora que rota la tubería general hacia otro separador rotativo.

Los residuos son almacenados en un contenedor cerrado previa compactación de los mismos.

Una vez compactados, llenan los contenedores, de unos 30 m3 de capacidad, que posteriormente son recogidos por camiones normales que transportan los residuos a su lugar de destino final: incineración, compostaje, selección, etc.

Datos de la central de Monte del Pilar

  • Nº de viviendas: aprox. 4.000
  • Nº de fracciones: 2
  • Toneladas/día recogidas: 12,1
  • Nº de buzones en la calle: 52 UDS
    • Las Norias: 28
    • Fuente Marcela: 24
  • Nº de compuertas interiores: 122 UDS
    • Monte del Pilar: 66
    • Cerro del Espino: 34
    • Fuente Marcela: 22
  • Longitud de tubería: 9000
  • Potencia de aspiración: 330KW
  • Longitud máxima de aspiración en metros: 1914
  • Tipo de Instalación: SVS 500
  • Carga en camión mediante puente grúa: 20 Tm
Conclusión

Según una encuesta realizada el Instituto Gallup entre ciudadanos que disfrutan del sistema en diez zonas diferentes de España, por encargo de Envac Iberia, el 96,34% de los ususarios del Sistema Envac lo consideran mejor que el tradicional. Además, otorgan al sistema una calificación del 8,18 sobre 10 puntos.

Básicamente, los aspectos que valoran los encuestados del sistema Envac, frente al tradicional, son: su mayor limpieza y comodidad, la práctica desaparición de los malos olores y la mayor libertad de horarios para deshacerse de la basura en los hogares. Otros factores tenidos en cuenta son la ausencia de camiones de basura, el fomento del reciclaje y el menor número de contenedores en las calles.

Nosotros hemos podido comprobar personalmente que, incluso con temperaturas elevadas en pleno mes de Julio en Madrid, los olores generados en el interior de la central son prácticamente imperceptibles. Por otro lado, la inversión incial necesaria para implantar el sistema se amortiza con rapidez debido al ahorro en los costes de operación y mantenimiento por tonelada de basura recogida frente al sistema tradicional.

En la actualidad, hay en funcionamiento en España 43 sistemas de recogida automatiza de residuos, situados en 32 ciudades, entre ellas Madrid, Barcelona, Bilbao, Valencia, Sevilla y Zaragoza. Envac da servicio con esta tecnología a una población cercana al millón de habitantes. Estos datos evidencian que el sistema Envac ha demostrado su efectividad y se convierte en una alternativa muy adecuada para contribuir al aumento de calidad de vida en nuestras ciudades y al mismo tiempo fomentar la recogida selectiva de residuos.

ARTÍCULOS

1 2 3 4 5 6 7 8 9 10 >> 40

PATROCINIO ORO

PATROCINIO PLATA

PATROCINIO BRONCE

banner

ARTÍCULOS MÁS LEÍDOS

TWITTER

PATROCINIO ORO

PATROCINIO PLATA

PATROCINIO BRONCE

TWITTER

PATROCINIO ORO

PATROCINIO PLATA

PATROCINIO BRONCE